Blog

8 consejos para realizar un buen home staging

El home staging es una técnica que proviene de Estados Unidos y consiste en llevar a cabo una serie de técnicas para que las viviendas que se quieran alquilar o vender parezcan más atractivas e inciten a la compra de los clientes. Debe realizarse de forma neutra y objetiva para atraer al mayor número de personas posibles.

Según una encuesta realizada por la Asociación de Home Staging de España (AHSE), la estrategia está teniendo una gran acogida en nuestro país ya que seduce a un 51% de los clientes y al 38% de agentes inmobiliarios. Y, en cifras, Constanza Subijana, su presidenta, ha confirmado que el tiempo medio de venta de un inmueble en el que se han aplicado técnicas del home staging es de 38 días. E igualmente, en el 81% de los casos se han arrendado en menos de 15 días, y en el 59% en menos de siete.

Para que lo entiendas mejor vamos a ver algunos ejemplos. El objetivo es hacer que la vivienda parezca lo más acogedora posible por lo que es imprescindible que el inmueble se vea higiénico y sin desperfectos, es decir, que los enchufes, grifos, persianas… funcionen perfectamente, que las paredes estén sin agrietar y no haya baldosas rotas. También es muy importante que aparezcan objetos de uso diario que mejoran bastante la estética de un hogar: sábanas, toallas… e incluso, en mucho de los casos, se opta por poner la mesa en el comedor o encender la chimenea, en caso de que hubiera, lo que resulta muy acogedor y proporciona grandes resultados.

Algunos consejos para desarrollarlo correctamente serían:

  1. Como se ha dicho al inicio del post, el home staging se debe realizar de forma neutra por lo que es necesario evitar objetos personales de los propietarios como fotografías, souvenirs…
  2. Utilizar colores poco llamativos para pintar la casa porque, de esta forma, se puede llegar a un mayor público.
  3. Ser ordenado, esto se puede conseguir colocando el mobiliario de forma simétrica.
  4. Ventilar y jugar con los olores añadiendo ambientadores, velas…
  5. Saber cómo sacarle el máximo partido a la iluminación es una gran ventaja ya que los clientes suelen ser reacios a los lugares ténebres que suelen dar una sensación hostil.
  6. Distribuir bien el espacio para que parezca lo más amplio posible, aunque ello implique tener que quitar o añadir parte de mobiliario e incluso cambiarlo de posición.
  7. No dejar nunca habitaciones vacías, cualquier parte de la casa debe tener una función. Dejar un dormitorio vacío dificulta al cliente imaginarse que utilidad tendría y todas las habitaciones deben estar en armonía con la casa.
  8. Es conveniente añadir algunos objetos de decoración como jarrones o flores que dan un toque de color a la vivienda.

Estas técnicas deben aplicarse a cualquier parte de la casa incluyendo el exterior. Si por ejemplo hablamos de un chalet con jardín o una casa con terraza, también se recomienda cuidar el más mínimo detalle ya que son espacios muy valorados a la hora de tomar la decisión de compra.

Como está demostrado en varias estadísticas, el home staging es una forma de vender más rápido. Es una pequeña inversión que te hace ganar más dinero en vez de tener que recurrir a bajar el precio de la vivienda para poder venderla, y es una forma de arreglar posibles desperfectos. Por lo general, aporta grandes beneficios a un bajo coste y hace que la vivienda esté como nueva y a punto para vender. Al igual que el packaging de los productos del mercado, los inmuebles también deben presentarse atractivos para fomentar la compra.

¿Qué te parece este artículo? Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con * Si quieres más información sobre venta o alquiler contacta con nosotros mediante este formulario.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Acepto la política de privacidad